7 DE OCTUBRE DE 2020: PRESCRIPCIÓN DE DEUDAS

0
1481

El próximo 7 de octubre de 2020, queda alrededor de dos meses, se va a producir la imposibilidad de poder reclamar judicialmente el pago o satisfacción de una serie de deudas.

Con la publicación de la Ley 42/2015, de 5 de octubre, de reforma de la Ley 1/2000, de 7 de enero, de Enjuiciamiento Civil, se modificaron, entre otros, el artículo 1.964 del Código Civil, que quedó redactado así:

Disposición final primera. Modificación del Código Civil en materia de prescripción. Se modifica el artículo 1964 del Código Civil, que queda redactado del siguiente modo:

«Artículo 1964.

1. La acción hipotecaria prescribe a los veinte años.

2. Las acciones personales que no tengan plazo especial prescriben a los cinco años desde que pueda exigirse el cumplimiento de la obligación. En las obligaciones continuadas de hacer o no hacer, el plazo comenzará cada vez que se incumplan.»

Dicho plazo estaba establecido anteriormente en 15 años, y con esta nueva redacción ha pasado a 5 años.

Este cambio se produjo para que tuviera el mismo plazo de prescripción que se estableció en el régimen de Segunda Oportunidad para las personas físicas (Real Decreto-ley 1/2015, de 27 de febrero, de mecanismo de segunda oportunidad, reducción de carga financiera y otras medidas de orden social).

Como la Ley 42/2015 se publicó en el BOE el 6 de octubre de 2015 y se estableció en el mismo BOE «La presente Ley entrará en vigor el día siguiente al de su publicación en el Boletín Oficial del Estado» (7 de octubre de 2015), el plazo de 5 años del artículo 1.964 del Código Civil termina el 7 de octubre de 2.020.

Esto quiere decir que todas las deudas y obligaciones contraídas desde el 07-10-2005 (plazo anterior de 15 años) hasta el 07-10-2015 (fecha de entrada en vigor de la Ley 42/2015 en lo relativo al artículo 1.964 del Código Civil) van a prescribir el 07-10-2020.

Las «nuevas» deudas adquiridas a partir de la entrada en vigor de la Ley 42/2015 (contraídas a partir del 7 de octubre de 2015) prescribirán transcurridos cinco años desde la fecha de cada deuda.

Esto quiere decir que si algún acreedor se encuentra en una situación de una deuda que puede prescribir el próximo 7 de octubre, tendrá que realizar alguna acción para interrrumpir la prescripción.

Esta interrupción se puede realizar con una reclamación judicial (demanda o papeleta de conciliación) o reclamación extrajudicial, por ejemplo, a través del envío de un burofax reclamando y detallando la deuda pendiente (también sirve una carta certificada o requerimiento notarial).

Si tiene una deuda pendiente, puede estar en alguna de estas situaciones:

a) Que la deuda sea anterior a 07-10-2000. Estaría prescrita con la normativa anterior, puesto que habrían pasado al menos 15 años hasta la publicación de la Ley 42/2015.

b) Que la deuda esté entre el 07-10-2000 y 07-10-2005. La deuda habrá vencido (por el paso de los 15 años) o estará próxima a vencer (fecha máxima 06-10-2020).

c) Que la deuda esté entre el 07-10-2005 y el 07-10-2015. Prescribirán todas el 07-10-2020.

d) Que la deuda sea posterior al 07-10-2015. Su plazo de prescripción es de 5 años, desde el nacimiento de la deuda.

Lo expuesto en este artículo no afecta a lo que pueda suceder en la Comunidad Autónoma de Cataluña, debido que tienen un régimen específico de prescripción de conformidad con su Código Civil (en este caso, 10 años).

Fotos: 1820796, ar130405 y Rilsonav

Dejar respuesta

Por favor, deja tu comentario
Por favor, introduce aquí tu nombre